Así roban las eléctricas y el gobierno a las familias españolas (1)

Escuchar

Publicado en Público.es el 28 de septiembre de 2015

Es habitual que se quiera hacer creer que la escandalosa corrupción que sufrimos en España es cosa de unos cuantos políticos sinvergüenzas. La mayoría de los medios de comunicación y muchos dirigentes sociales se empeñan en decir eso para que la gente normal y corriente se aleje de la política, considerándola una actividad sucia, y se deje así vía libre a los empleados de quienes verdaderamente generan y se aprovechan de la corrupción, que no son otros que las grandes empresas y entidades financieras.

Una prueba indiscutible de esta última afirmación es lo que desde hace años viene sucediendo con las empresas eléctricas. El poder de mercado y la influencia política tan inmensa que han ido adquiriendo les permiten cometer auténticas estafas con la connivencia y colaboración del gobierno, de jueces y de antiguos presidentes del gobierno o ministros que están vergonzosamente en su nómina para ayudarles con su influencia institucional y política.

El ingeniero sevillano Antonio Moreno Alfaro viene desvelando desde hace tiempo todas esas estafas en su página web (http://www.estafaluz.com) y con este artículo y otros que iré publicando en este diario quiero ayudarle a difundir sus denuncias, al mismo tiempo que pido a quien las lea que haga lo mismo. Es el mejor apoyo y homenaje a un ciudadano ejemplar que está dedicando su vida a luchar contra la injusticia y la impunidad de las grandes empresas eléctricas españolas.

El robo al que voy a referirme en esta ocasión tiene que ver con el cálculo de la “potencias trifásicas normalizadas” que es preciso establecer para facturar la luz que se consume en las instalaciones domésticas (no se asusten los lectores, podrán entender todo lo que sigue sin saber una palabra de física o ingeniería eléctrica, y quién sí sepa y desee tener todos los datos, fórmulas y argumentos completos de Antonio Moreno Alfaro puede verlos en los siguientes enlaces: unodos y tres)

La cuestión, resumida de la manera más rápida y clara posible, es la siguiente:

  1. Mensualmente, la compañía eléctrica cobra al usuario el denominado “término de potencia”, cuyo importe consta en la factura como “Facturación por potencia contratada”. Dicho importe es calculado multiplicando la potencia contratada por un factor definido periódicamente por el Ministerio de Industria.
  2. Para calcularlo, el Ministerio de Industria publica en el Boletín Oficial del Estado la tabla de potencias normalizadas.
  3. Antonio Moreno Alfaro ha comprobado que, en el caso de las potencias trifásicas, el cálculo de la tensión normalizada que hace el Ministerio está mal hecho, porque en lugar de considerar que la tensión entre fases es 398,17 voltios, que es el valor correcto, redondea a 400 voltios.
  4. Este redondeo del Ministerio no afecta a cálculos de tipo eléctrico, pero sí a los de tipo económico.
  5. Como demuestra Moreno Alfaro, el redondeo solo supone un incremento medio de 42 watios (0,042 kW) en las potencias trifásicas normalizadas, que al precio actual del kW (3,50 euros mensuales) supone un exceso de 0,15 euros mensuales para un hogar con instalación trifásica. Pero si se tiene en cuenta el número total de instalaciones trifásicas en España (actualmente, cerca de tres millones) y que el exceso está siendo cobrado desde marzo de 2006, resulta que la cantidad facturada en exceso por las empresas eléctricas en perjuicio de las familias españolas supera ya los 35 millones de euros.
  6. Puede parecer que la cantidad media mensual cobrada en exceso por las eléctricas (0,15 euros) es despreciable, pero es preciso recordar que este tipo de compañías son capaces de cortar el suministro por esta cantidad. Eso hizo el 3 de febrero de 2009 la compañía Gesa en Mallorca: cortó el fluido de gas a una familia por el impago de una deuda de 0,15 euros y le facturó 168,265 euros por restablecérselo días más tarde.

Pero el escándalo no acaba aquí.

Cuando Moreno Alfaro se dirigió a la entonces llamada Comisión Nacional de Energía (actual Comisión Nacional de los Mercados y la Competencia, CNMC) señalando el “error” del redondeo, solicitando que se corrigiese y que se devolviera a los hogares lo cobrado de más, recibió una respuesta que sirve para conocer a favor de quién están las autoridades que supuestamente actúan como árbitros y defensores de los intereses nacionales.

En contestación a la demanda de Moreno, la Comisión le dice que el asunto no es de su incumbencia pero que, ya de paso, adjunta un informe (documento dos) en el que sentencia que el cálculo del Ministerio es correcto porque éste estableció las tarifas según las tablas de potencias elaboradas por ella misma, ¡¡por la propia Comisión Nacional de Energía!! Y concluye diciendo que las empresas distribuidoras han cumplido con la normativa vigente porque se han limitado a aplicar las tarifas que aparecen publicadas en el BOE. Es decir, el cálculo está bien porque lo hice yo y las compañías obran correctamente porque hacen lo que yo digo.

Así llevan robados más de 35 millones de euros a las familias en España. Y el robo continúa…

Como veremos en próximas entregas, este escándalo, siendo vergonzoso y muy significativo que pueda ocurrir, es uno menor de los muchos que han cometido y vienen cometiendo las empresas eléctricas. Otros nos han costado y nos cuestan mucho más dinero a los españoles y se vienen realizando gracias a la ayuda que le prestan a las eléctricas no solo los políticos sino también bastantes jueces, entre ellos algunos bastante conocidos.

En estos días en los que se habla tanto de patriotismo hay que recordar que, por muy alto que levante una bandera, no es patriota sino un traidor quien roba o quien permite o ayuda a que se robe a sus conciudadanos.

4 pensamientos en “Así roban las eléctricas y el gobierno a las familias españolas (1)

  1. Buenos días.
    Le doy encarecidamente las gracias por traer a su página la lucha de Antonio Moreno Alfaro y dar a conocer su página estafaluz. Hace años que le sigo, y pasé esa información a OCU (de la que soy socio), aunque aún no tengo claro que haya propuesto acciones conjuntas para denunciar este lodazal en el que chapotea la manada de cerdos de toda laya que medran en nuestro “suelo patrio”.

    ¡cómo van a permitir las energías alternativas y el autoconsumo! Saben que eso sería su final.

    Así se entiende, que alguien que quiera instalar un sistema de paneles fotovoltaicos en su domicilio, PAGA MÁS por los “permisos” de lo que le cuesta la instalación. Amén del “peaje” que quieren imponer a quien se atreva a instalar su propia energía. El gobierno (desde la época de Adolfito Suarez para acá) protege a sus amigos ¡qué duda cabe! .

    Creo que habría que llevar a cabo una acción colectiva para denunciar al gobierno español ante la UE por fomentar adrede la contaminación ambiental: POR DELITO MEDIOAMBIENTAL al poner trabas a la energía limpia (lograda a través del autoconsumo) y obligar a los ciudadanos (robo incluido) a consumir energía sucia (carbón, nucleares, ciclo combinado etc.) por sí misma o por los medios que se emplean para obtenerla.
    Debemos exigir el autoconsumo sin trabas y el derecho a “balanceo energético” para que podamos intercambiar la energía producida (cuando no la consumimos) por la que necesitemos cuando sea preciso.
    De lo contrario (y el día llegará, no me cabe la menor duda) tendremos algún “kit energético” lo suficientemente potente como para desconectar la vivienda de la red. Entonces dejaremos de ser “siervos de la gleba energética” y seremos ciudadanos libres de “los señores feudales de la energía.

    Repito: muchísimas gracias por difundir el trabajo de D. Antonio Moreno, que ha preferido ser UN SEÑOR (eso sí: viviendo probablemente en la “estrechez” económica) que merece nuestro respeto y nuestra consideración, cuando podría haber elegido ser uno de los “manguis” forrados de los que hablamos; sean “los que matan” o “los que tiran de la pata”.

  2. es asi, pero espero que la mayoria de los españoles lo entienda y proteste y vote al que se lo merezca

  3. Profesor Torres, como siempre, un placer leerle. Espero impaciente
    sus próximas entregas.

  4. Muchas gracias por su excelente artículo. Creo que el trabajo de Moreno Alfaro merece toda la difusión que se le pueda dar.
    Del contenido de su artículo no tengo nada que objetar. Pero sí quisiera comentarle un par de detalles de la forma. – Creo que en la última frase del primer párrafo (“se deje así vía libre a los empleados de quienes verdaderamente generan y se aprovechan de la corrupción”), la palabra “empleados” confunde un poquito. Yo la cambiaría por “sirvientes”, o en todo caso “sirvientes bien corrompidos y pagados”.
    – A la última línea del punto 5 (“35 millones de euros”), agregarle “por mes” dejaría mejor sentada la enormidad del robo.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Demuestra que eres una persona... *