Concertación o paripé

Escuchar

En mi artículo de esta semana en El País Andalucía comento que lo que han llamado en nuestra tierra concertación social se ha convertido en una simple excusa o en el peaje para que la patronal y los dos sindicatos mayoritarios se financien por otras vías. Algo que hay que cambiar cuanto antes. Puede leerse aquí.

4 pensamientos en “Concertación o paripé

  1. Uffff, ya empezamos el día remirando la corrupción politica y social rampante. Ya, ya. Hasta los sindicatos han demostrado estar al servicio de cuatro privilegiados colocados en grandes empresas, y los sindicalistas en los puestos de dirección sindical unos corruptos al estilo de los empresarios. No hay parcela de la vida española libre de vergüenza y corrupción. Allí donde miras sólo ves lo que ahora está de moda llamar: élites extractivas. Gente que desde la posición alcanzada y que se han logrado situar en lugares propicios para robar a sus conciudadanos. Si hasta los órganos que debían estar limpios no lo están, ¿ debemos perder la esperanza en un futuro mejor?. Creo que es hora de determinaciones claras. Hemos de hacer todo lo posible que expulse a toda esta gentuza de nuestra democracia. Pensemos bien a quienes votamos, y no perdamos de vista que los que se presentan envueltos en nobles banderas, son muchos de los corruptos andaluces. Hay que, durante varias elecciones, dejar de votar a esos partidos mayoritarios. Una pena pero no veo otro camino.

  2. Por cierto, empecemos por ser nosotros limpios. Empecemos por ser menos hipócritas. Empecemos por asimilar que ser honrado es algo deseable y debe ser lo habitual. Empecemos por no reír la gracia a ese conocido que incluso alardea de lo listo que es. Empecemos a hacer el arco, a demostrarle nuestro rechazo social, a aquellos que sólo se guían por la máxima “tuyo o no tuyo, no te acuestes sin tocarlo”. Refiriéndose, claro está, al dinero. Empecemos por ser y parecer honrados nosotros mismos.Cada vez que oigo a alguien decir” Y si tú hubieras podido ¿ no habrías hecho lo mismo?” se me cae el alma al suelo.

  3. Me parece deplorable. Que lo haga un tipo deplorable, el cual solo unos pocos conocen, tendemos a darle menos importancia que si lo hace alguien con una cierta popularidad. Nuestro propio monarca, que saca una sonrisa delante de las cámaras, que goza de una riqueza que los ciudadanos de a pie no podemos disfrutar, me ha abierto los ojos. “Poderoso caballero don dinero” por desgracia. Yo desconfío de todo aquel que se sube a un atril, cuenta una sarta de mentiras y se queda tan ancho. Y lo que más me sorprende es ver al grupillo de espectadores izando la bandera de su partido político. De verdad solo somos unos pocos los que conocemos “LA REALIDAD VERDADERA” de este mundo, ojalá lo pudieran ver todos.

  4. Al final tenian razon los que decían todo no era mas
    que puro bla bla bla y en realidad no habia intención
    alguna de resolver nada.

    Creo que cada cual lo que esta buscando es llevarse
    lo que pueda y situarlo lo mas lejos posible de donde
    pueda haber alguna reclamación.

    Es igual a lo ocurrido en America Latina durante un
    siglo, como se dice nada es nuevo bajo el sol.

Deja un comentario